31 ago. 2009

Cheques de viaje, un regalo práctico y con garantías

Cuando surge la ocasión de hacer un regalo, suele recurrirse a objetos típicos, como una caja de bombones, un par de pendientes, un jersey, un juego para la videoconsola, una cámara..., obsequios en los que prima la utilidad sobre la originalidad.

Muchas veces quien los compra conoce los gustos del receptor, pero también es común que se deje llevar por este tipo de regalos comodín. Sin embargo, últimamente se están imponiendo obsequios más novedosos que permiten a su destinatario disfrutar de unos días diferentes.

Hoy las agencias de viajes, las compañías aéreas y los establecimientos hoteleros ofertan viajes a precios competitivos. Los cheques regalo proporcionan libertad para elegir el lugar y los días para disfrutar del detalle, pero tienen fecha de caducidad y si se sobrepasa ni el comprador ni la persona a la que se hace el regalo tienen derecho a ninguna clase de reembolso.

La persona que va a realizar el regalo puede elegir el importe del cheque dentro de los límites predeterminados por la aerolínea. En el caso de Vueling, los bonos regalo son bastante económicos y oscilan entre los 20 euros y los 150 euros pasando por otras cantidades como 40, 50, 75 y 100 euros.

Aunque alguno de estos importes parezca insignificante, la compañía ofrece en ocasiones vuelos desde 20 euros, de modo que es posible realizar un trayecto con uno de los cheques más baratos. Ryanair, por su parte, da la opción de escoger el valor entre 25 y 200 euros, para volar en más 800 rutas a 25 países diferentes.

Cabe la posibilidad de que el regalo recibido sea por un importe inferior al del precio del trayecto que el usuario quiere realizar. En este caso, algunas compañías permiten pagar el resto con la tarjeta de crédito o canjeando otros bonos. Es decir, si el cheque es por 100 euros y el vuelo cuesta 120, el interesado puede abonar los 20 euros que faltan o utilizar otro cheque regalo o una parte de éste.

Es importante que el comprador tenga en cuenta estos detalles -fecha de caducidad, ciudades a las que vuela la compañía, si se puede o no ceder a un tercero...- para elegir una u otra aerolínea a la hora de hacer el regalo.

No hay comentarios: