11 dic. 2009

La propina: ¿dónde, cuando y cuánto?

El diccionario de la Real Academia Española define propina como: “Agasajo que sobre el precio convenido y como muestra de satisfacción se da por algún servicio”.

La propina es una muestra de gratitud y no tiene por objetivo rebajar ni al que la da, ni al que la recibe. Hay que tener en cuenta que la propina varia de acuerdo al país donde nos encontremos. En España y en Latinoamérica por ejemplo, la propina es un gesto de cortesía que se da de forma voluntaria por lo que se considera ha sido un buen servicio, pero en ningún caso es una obligación o una costumbre “casi obligatoria” como en otros países.

En Gran Bretaña y muchos otros países europeos en cambio, salir a comer implica contemplar una propina que oscila entre el 10 y el 15 por ciento del consumo. Entre los ingleses, una negativa a dejar propina puede terminar en una desagradable discusión. En otros países como Indonesia está totalmente prohibido dejar propina. Por lo tanto si viajas te aconsejamos que te informes sobre la costumbre de cada país.

Volviendo a los países latinos, si acudes a un restaurante y no crees que te hayan atendido bien no tienes por dejar propina pero si consideras que las atenciones han sido buenas, deberías dejar un importe que consideres oportuno como muestra de gratitud. Lo mismo ocurre con otro muchos servicios: el botones del hotel que nos sube las maletas y nos indica cual es nuestra habitación, el chico del supermercado que nos lleva a casa la compra del mes, un taxista, etc.

Con respecto al porcentaje adecuado, depende de cada uno y de que tan bueno fue el servicio pero debería oscilar entre el 5 y el 8 % del costo del servicio.

Recuerda además que la propina debe ser un gesto muy discreto y no queda nada bien exhibirlo.
vía: hombresconestilo.com

No hay comentarios: