5 mar. 2009

La gorda que encanta

Uno de los planes favoritos de los turistas en Cartagena, cuando visitan la Plaza de Santo Domingo, es tomarse fotos con la mujer caderona, negra y pesada, que pasa desnuda de noche y día, en pleno frente de la iglesia.

Ella es famosa. Se llama Gertrudis y permanentemente está acostada en un atril, suspendiendo la cabeza en su brazo derecho. No dice nada, no trabaja y es una de las atracciones de todo el Centro Amurallado porque es una de las más famosas esculturas del artista colombiano, Fernando Botero.

Su atractivo no es sólo ser una de las hijas del famoso escultor. El morbo que genera una mujer desnuda y más con tantas redondeces, se presta para más de una broma, chanza, mamadera de gallo, o como lo llamen en su región, tanto de jóvenes como de adultos.

Si está en Cartagena, no deje de visitarla y llevarse la foto de recuerdo, junto a esta imponente obra que pesa unos 650 kilos.

No hay comentarios: